depresión valentina ferzi duelo

CUARTA ETAPA DEL DUELO: LA DEPRESIÓN

La cuarta etapa del duelo, llamada la depresión, se considera la más difícil de superar, como si te encontraras en un callejón sin salida. Veamos porqué.

Se llama depresión porque viene a indicar como la mente se ha quedado atrapada en el pasado y ve un futuro sin esperanza. 

Por consiguiente, ocurre que en tu cabeza resuena siempre la misma pregunta: “Qué sentido tiene seguir viviendo?”

De alguna manera, es como si te hubieras quedado con esta persona que ya no está (lo que se llama en psicología conducta de muerte), pero este no es un buen lugar para ti.  

Cuando te encuentras en esta etapa, pierdes vitalidad y motivación y experimentas emociones como la culpa, la tristeza y la irritabilidad. Además, de una serie de síntomas físicos como el cansancio, el insomnio y la falta de apetito.

Hay veces, que el duelo suele demorar años si la pérdida ha sido significativa para la persona. Cuando los síntomas persisten durante mucho tiempo o empeoran, hablamos de duelo patológico o duelo complicado. Y como resultado, la persona no es capaz de desarrollar su vida normal, tanto a nivel social como laboral. 

Cuando vives un duelo complicado se suman también otros síntomas, además de los síntomas anteriores, como: autoestima baja, falta de concentración, apatía, incapacidad de saber disfrutar de la vida.

En este estado, la persona no comprende la cantidad de sentimientos que le invaden, como la impotencia, y los reprime, impidiendo la recuperación. Si estás bloqueada y sumida en tu dolor, no puedes reconocer tu duelo y, por lo tanto, salir de el. 

Así que, en estos casos, es necesario pedir la ayuda de un terapeuta para poder realizar una terapia de duelo y tratar a la persona en su totalidad: mente, cuerpo y espíritu. 

Es muy común recurrir al uso de fármacos y de antidepresivos para superar esta fase pero éstos no son la solución al problema porque no actúan en profundad. 

Hay que encontrar la causa, lo que hay detrás de este dolor que está haciendo que éste perdure. Y no recurrir rápidamente a los antidepresivos, evadiéndonos de sentir porque este dolor que estás sintiendo tiene un sentido.  Si trata de no sentir lo negativo, también dejas de sentir lo positivo. 

La depresión es el dolor del alma

Y por ello, hay que buscar una solución y no llenarla de analgésicos. En lugar de consumir fármacos (y te recuerdo que estos tienen efectos secundarios) puedes ayudarte con Flores de Bach que son esencias florales que no tienen ningún efecto secundario y te ayudarán a superar este proceso para salir adelante. 

Recuerda, tu no te has ido con esta persona. Tu estás en la VIDA! Y la mejor manera de honrar a tu ser querido es de vivirla. 💜 Sé feliz. 💜

Visita mi CANAL DE YOUTUBE donde encontrarás otros videos interesantes como este: Valentina Ferzi.

Si te gustado y resultado útil ¡comparte!

Soy Neha, maestra de Reiki y de técnicas metamórficas. Ayudo a personas como tú, que se encuentran en un momento de dificultad y necesitan encontrar de nuevo el equilibrio en su vida para lograr un mayor bienestar.

Pongo mucho amor en mi trabajo y estaré encantada de conocerte y ayudarte, si así lo deseas.

Te deseo un feliz día. Namasté

6 comentarios en «CUARTA ETAPA DEL DUELO: LA DEPRESIÓN»

Deja un comentario

Abrir chat
Hola, en qué puedo ayudarte?